El deporte del niño

Buona cree firmemente en la importancia de una sana actividad física del niño.
En efecto, serían suficientes 20 minutos al día de una actividad física intensa para niños y chicos para:

  • mantener sanos y eficientes huesos y articulaciones
  • mantener masas musculares adecuadas para la edad
  • reducir la grasa corporal y mantener un peso perfecto
  • prevenir el desarrollo de hipertensión (que ya se detecta en los adolescentes)
  • mejorar las capacidades de aprendizaje

La actividad física, además de los beneficios conocidos para el bienestar del cuerpo, juega un papel fundamental en la formación y educación durante el crecimiento del niño: mejora la capacidad de adaptarse a los muchos compromisos cotidianos, enseña a controlar las emociones, mejora la autoestima y aumenta la capacidad de socializar. ¡Pero sobre todo es apasionante y divertido!

Los datos que se refieren al sobrepeso juvenil son cada vez más preocupantes: efectivamente está aumentando el número de sedentarios sobre todo en chicos y niños ello también por el propagarse de la televisión y el ordenador.

Siguen siendo demasiado pocos los niños que practican una actividad deportiva: si entre los 6 y los 10 años 1 niño de cada 5 no hace ningún tipo de actividad física, el porcentaje aumenta en los adolescentes, para seguir subiendo en los adultos.

Y ello a pesar de que son evidentes para todos los beneficios de practicar con regularidad una actividad física no necesariamente demasiado intensa.

Es un problema de costumbres y es fundamental desde los primeros años de vida.

Buona ha decidido apoyar a algunas sociedades deportivas juveniles eligiéndolas para subrayar la importancia del valor social de la empresa en relación con el territorio en el que actúa.

Share this post